VER, OÍR, CALLAR

CUIDA LO QUE VES. RESPETA LO QUE ESCUCHAS. MEDITA LO QUE DICES.

O hablas de lo que sabes o, sino, guarda silencio y mira el río correr. No juzgues sin conocer. No critiques sin saber. Las palabras hieren con fuerza y pueden dañar lo que más amas. Piensa antes de hablar. Tómate tu tiempo. Usa las palabras adecuadas.

Observa-Escucha-Habla desde el corazón. Habla cuando tus palabras sean más dulces que tu silencio. Vivimos en un mundo duro de por sí para que nosotros lo hagamos más difícil. Trata bien al prójimo. Ayuda a quien lo necesite. Apoya con toda tu fuerza a los tuyos. Observa a tu alrededor y fíjate en lo que no tienes tiempo de mirar. Escucha las historias de vida y aprende siempre algo de ellas.

Habla con el lenguaje del amor. Ve con los ojos de la compasión. Escucha con los oídos de la tolerancia.

1f75e40942db5507ebfe1be19c01bce5

“Nuestro principal propósito en la vida es ayudar a los demás. Y si no puedes ayudarlos, al menos no les hagas daño”

Dalai Lama

La regla de oro budista dice: “Debemos buscar para los demás la felicidad que deseamos para nosotros mismos”. Con almas limpias y corazones llenos de amor el mundo sería un lugar más bonito para vivir. Como no podemos controlar lo que hacen los demás, controlemos lo que hacemos nosotros y así, por lo menos, haremos mejor nuestro pequeño universo.

Si queremos un mundo mejor, pon tu granito de arena. Piensa cómo afectan tus actos, tus palabras, a los que te rodean. Empatiza con el enfrente para comprender los sentimientos de otros.

“Cuida tus pensamientos, ellos se convierten en palabras. Cuida tus palabras, ellas se convierten en acciones. Cuida tus acciones, ellas se convierten en hábitos. Cuida tus hábitos, ellos se convierten en carácter. Cuida tu carácter, él se convierte en tu destino.” 

Lao Tzu

 IMG_8913 IMG_8899IMG_8912

No te olvides de disfrutar de los detalles que te rodean y no prestas atención. El sol que calienta tu rostro por la mañana. La brisa que te despierta, y el escalofrío que le sigue. El olor del café recién hecho. El sonido de la tostada al morderla. La primera risa del día. Las colores de las flores. La música de la radio o de un desconocido silbando en la parada de autobús. Tu perro corriendo. Los colores del mundo.

Descansad, pero no os detengáis en vuestro camino.

Con cariño SIEMPRE


Anuncios

2 comentarios en “VER, OÍR, CALLAR

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s